Disfruta nuestra última edición

#SkinCare Antes de dormir hazle un cariñito a tu piel



¿Sabías que?... La piel es un órgano y como tal, hay darle el cuidado y atención que se merece, especialmente porque es esta la que además de protegernos, está expuesta a todas las variaciones climáticas del día a día, suciedad, contaminación, contacto con otros, maquillaje, etc.


Lo cierto es que crear una rutina de cuidado facial es muy importante, ya sea que uses maquillaje todos los días, algunos días o en lo absoluto. Y de la misma manera en la que organizas tu tiempo para trabajar, salir con tu pareja, ver a tu familia o pasar un rato agradable entre amigos, es importante también planificar una rutina de cuidado de la piel.



Así que si quieres disfrutar de una piel radiante y hermosa, y más aún, cuidarla para que con el pasar de los años se mantenga lo más lozana posible, aquí tienes unos pasos a seguir:


  1. Identifica qué tipo de piel tienes (grasa, seca, mixta) para comprar en función de esto los productos que te aplicarás en el rostro.

  2. Limpia tu rostro dos veces al día en la mañana al despertar (la piel sigue produciendo sebo durante la noche) y en la noche antes de acostarte, te hayas maquillado o no, para eliminar de la superficie cualquier exceso de suciedad o grasa. Esto permite evitar la aparición de puntos negros. El agua micelar es una excelente opción.

  3. Usa un tónico facial, preferiblemente alcohol-free, una vez terminado el paso #2. El objetivo del tónico es eliminar el tono opaco de la piel y protegerla de la pérdida de humedad.

  4. Continúa el paso #3 y aplica un serum con ácido hialurónico para mejorar la apariencia de tus líneas de expresión.

  5. Usa crema hidratante después del serum, igualmente dos veces al día, aún si tienes piel grasa; esto mantendrá tu piel hidratada y te ayudará a reducir el exceso de producción de sebo.

  6. Si tienes bolsas en los ojos u ojeras muy marcadas, aplícate una crema especial para el contorno de los ojos.

  7. Cada vez que salgas de tu casa usa protector solar, este debe ser aplicado después del paso #5 pero antes del maquillaje. Eso sí, no le dejes todo el trabajo al protector porque no será suficiente. También puedes limitar el tiempo que pasas bajo el sol, especialmente entre las 10 am y la 1 pm; buscar sombra cada vez que puedas o usar una sombrilla, usar lentes de sol con protección UV, etc.

  8. En la noche antes de acostarte y después de haber pasado por los pasos 1,2, 3, 4, y 5, aplica crema antiedad, esta debe contener retinol, el ingrediente secreto para suavizar líneas de expresión, prevenir arrugas y reducir irritaciones.

  9. Una vez a la semana exfolia tu piel, así eliminarás tejido muerto y se renovarán células nuevas más rápido.

  10. Usa mascarilla facial, también una vez por semana. Este será un extra a todo el minucioso cuidado que le has venido dando a tu piel diariamente.

  11. Una vez al mes examina tu piel frente al espejo, prestándole atención a cualquier aparición de lunares o manchas.

  12. Una vez al año visita al dermatólogo para descartar cualquier anomalía.



No esperes a que lleguen los problemas para hacerte cargo de tu piel. Pequeños pasos diarios marcarán la diferencia a futuro. ¡Cuidar tu piel es cuidarte y quererte a ti misma!


By Alexandra Velásquez

www.mikael-magazine.com | Ciudad de Panamá - Panamá | Todos los derechos reservados | Copyright 2019