Disfruta nuestra última edición

#SkinCare Aceite de coco para hidratar tu cabello y piel


El aceite de coco es un producto de origen natural reconocido en el mundo de la belleza por los increíbles beneficios que aporta al cabello y a también a la piel.


Pudiera pensarse que al tratarse de un producto oleoso si se usa para el cabello este quedaría grasoso y con un aspecto sucio y desprolijo; pero lo cierto es que sus propiedades hidratantes le aportan al cabello suavidad y muchísimo brillo, ya que puede penetrar y nutrir profundamente desde la raíz hasta las puntas.



Pero antes de aplicártelo es importante que conozcas tu tipo de cabello. Si es de tendencia grasosa, evita por completo aplicar el aceite en tu cuero cabelludo y hazlo solamente en las puntas. Si por el contrario tienes cuero cabelludo muy reseco, podrás usarlo a lo largo del cabello y notar sus beneficios al instante.


Se sabe también que el aceite de coco ayuda a reducir la caspa gracias a la hidratación profunda que aporta al cuero cabelludo; sin embargo, es importante que consultes a tu médico si se trata de un problema mayor.



Cómo usarlo:

  1. Elige un producto 100% natural y libre de químicos. Si no lo encuentras en alguna tienda, intenta hacerlo tú misma en casa, hay muchos videos en YouTube que te indican cómo hacerlo y es bastante sencillo.

  2. Toma el aceite y frótalo en tus manos.

  3. Aplícalo en tu cabello (recuerda hacerlo solo en las puntas si tienes cabello grasoso).

  4. Ponte en la cabeza un paño humedecido con agua caliente, esto permite que las propiedades del aceite actúen más rápido.

  5. Déjalo actuar de noche a la mañana si es posible.

  6. Retira con champú y abundante agua.


El aceite de coco también tiene aplicaciones en cosmética gracias a que es rico en proteínas y vitaminas E y K. Puedes emplearlo como:


  • Desmaquillante. Úsalo para retirar el maquillaje y no resecará tu piel ya que no contiene ningún tipo de químico o alcohol.

  • Bálsamo. Aplícalo en los labios resecos para devolverles su brillo natural.

  • Exfoliante. Mezcla azúcar con aceite y crea un exfoliante natural, de esta forma eliminarás la piel muerta de los labios y del rostro.

  • Hidratante. Aplica un poco de aceite en la yema de tus dedos y frótalo dando movimientos circulares en tu cara. Déjalo actuar durante toda la noche y retira con agua y algún jabón para la cara.


Son muchas las razones para incorporar este producto maravilloso en tu rutina diaria de belleza, no solo estarás usando un producto natural sino que le estarás regalando a tu piel un respiro ante tantos químicos.


Disfruta de una cabellera brillante y una piel lozana con el aceite de coco.



By Alexandra Velásquez

www.mikael-magazine.com | Ciudad de Panamá - Panamá | Todos los derechos reservados | Copyright 2019